Home/Ciudades Sustentables

Parque sustentable CATEGORIA

Ciudades sustentables

Según Naciones Unidas actualmente la mitad de la humanidad, 3500 millones de personas, vive en las ciudades. Para 2030, más del 60% de la población mundial vivirán en zonas urbanas. Si bien las ciudades ocupan apenas el 3% del planeta representan entre el 60% y 80% del consumo de energía y el 75% de las emisiones de carbono.

En la actualidad las grandes ciudades de América Latina presentan características poco satisfactorias a causa de a una rápida urbanización y falta de planificación estratégica urbana. Ciudades de menor tamaño poblacional también comienzan a sufrir las mismas consecuencias.

Argentina no está exenta a dicha situación. Es uno de los países de la región que presenta tasas negativas de crecimiento de la población rural durante el período 1950-2000. Esto se advierte como fruto de una urbanización ya consolidada a la fecha. Para ejemplificar un 72% de la población vive en el 20% del territorio.

Esto recae en otra problemática que se relaciona en forma directa con la calidad de vida de las personas: el acceso a los servicios básicos.  Como se ha hecho mención, si bien el proceso de urbanización ya está en marcha lo que se busca es disminuir perjuicios que impactan en la calidad de vida de las personas y la utilización de recursos finitos.

Para comenzar a pensar en una planificación estratégica territorial se plantean cinco principios básicos que toda ciudad sustentable debe cumplir para comenzar a hacer de ellas un espacio más habitable: inclusivas, seguras, resilientes, sostenibles e inteligentes.

De esto se desprenden los preceptos básicos para una CIUDAD SUSTENTABLE. Promoviendo el concepto de Ciudades Sustentables como eje central de la agenda del Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sustentable (MAyDS) se arribará a una Certificación de Sustentabilidad.

Definición de una Ciudad Sustentable

Entendemos a las Ciudades Sustentables como aquellas localidades que cuentan con un entorno adecuado para el desarrollo de todas las personas que la habitan y la transitan y que hacen uso racional de los recursos sin comprometer los de las futuras generaciones. Desde una perspectiva sistémica consideramos que es fundamental comprenderlas como una interacción entre el sistema ambiental, social y económico. En este sentido su significado y definición varía de acuerdo con el entorno urbano al que se aplica, es decir, no existe un tipo ideal de ciudad sustentable, sino que ésta se conforma de acuerdo a sus características  propias.

Tomamos las siguientes dimensiones de la primera definición:

  1. Localidades: Dentro de esta dimensión trabajaremos Grandes Ciudades, Ciudades Emergentes, Ciudades Medianas y Pequeñas comunidades.
  2. Entorno adecuado para el desarrollo: De acuerdo a lo planteado un entorno adecuado para el desarrollo supone el acceso a derechos básicos. Se trata de alcanzar ciertos estándares que deben presentarse en cada uno de estos sistemas. Pudiendo sus habitantes disfrutar de los derechos participativos, económicos sociales y ambientales de forma homogénea, superando las desigualdades.
  3. Personas que la habitan y la transitan: Se trata de los destinatarios de las políticas. Es toda la población que integra el espacio sobre el que se está trabajando.
  4. Uso racional de los recursos: Implica tener en cuenta que aquellos recursos que requerimos para satisfacer nuestras necesidades básicas pueden agotarse, contaminarse o saturarse, esto quiere decir que pueden dejar de existir o volverse inutilizables. Teniendo en cuenta esto, hacer un uso racional de los mismos implica conocer los riesgos de su uso inadecuado para poder direccionar nuestra acción hacia una práctica sustentable que evite los riesgos mencionados. Para eso de deberá procurar que la utilización de los recursos naturales, hídricos y energéticos renovables no supere la capacidad de los sistemas naturales para reponerlos, y que la velocidad a la que consumimos recursos no renovables no supere el ritmo de sustitución de los recursos renovables duraderos.
Encuesta diagnóstico de sustentablidad de la ciudad

 

Certificación de Sustentabilidad

                El objetivo general es promover buenas prácticas de sustentabilidad en  los gobiernos locales del país a través de políticas públicas con una gobernanza sólida articulando acciones entre los diferentes actores con responsabilidad primaria en la materia. La herramienta central es la mencionada Certificación de Sustentabilidad para los gobiernos locales.

Aquí se presenta un conjunto de ejes a abordar: Ambiente;  Salud;  Educación y Cultura; Trabajo y Producción; Transporte;  y por último Seguridad. En particular, el MAyDS abordará el eje ambiental, subdividido en 7 sub-ejes: Residuos, Biodiversidad, Educación Ambiental, Resiliencia, Energías Renovables, Agua y Saneamiento y Modernización. En coordinación con otros ministerios se trabajará el resto de los ejes especificados.

Se busca que los gobiernos locales transiten las diferentes etapas de la certificación, comenzando por CIUDAD COMPROMETIDA para pasar luego a CIUDAD PRINCIPIANTE, CIUDAD RESPONSABLE y finalmente obtengan la categoría de CIUDAD SUSTENTABLE. Para esto, como primer paso se firmará una carta de adhesión a la política de sustentabilidad del MAyDS junto con un compromiso de clausura y saneamiento de basurales a cielo abierto.  Luego tendrá que elegir y cumplir con 8 de un total de metas propuestas. A modo de ejemplo se ejemplifica un conjunto de 7 metas representativas de todos los sub-ejes ambientales:

  • Contar con un mínimo de 10m2 de espacios verdes por habitante,
  • Contar con una red de alumbrado eficiente,
  • Crear comités informativo frente a desastres naturales,
  • Acceso a agua segura en zonas periurbanas y rurales
  • Desarrollar un programa de educación ambiental,
  • Incluir a los recuperadores al sistema formal de gestión de residuos,
  • Adoptar prácticas sustentables en la administración pública local.

Para ver más sobre Sello Sustentable haga clic aquí.